CDMX a 01 de Noviembre de 2018.- Luego que el presidente Enrique Peña Nieto no lo hizo, el presidente del Senado, Martí Batres, ordenó la publicación de la Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Públicos en el Diario Oficial de la Federación (DOF), con la que se eliminarán las pensiones de expresidentes y se impedirá a todo funcionario público ganar más que el Presidente en turno, es decir 108 mil pesos, a partir del 1 de diciembre, cuando asuma la titularidad del Ejecutivo, Andrés Manuel López Obrador.

Batres Guadarrama ordenó la publicación del decreto, en ejercicio de la atribución que le confiere el inciso b) del artículo 72 de la Constitución de los Estados Unidos Mexicanos.

Mediante su cuenta de Twitter, Mario Delgado, coordinador de Morena en la Cámara de Diputados, celebró la determinación de Batres y comentó: “Es oficial: ¡se pone fin a la pensión a expresidentes!”.

Batres Guadarrama explicó que al cumplirse este martes los plazos para su promulgación y luego que el presidente Enrique Peña Nieto no hizo observaciones ni procedió a su publicación, correspondía al presidente del senado hacerlo en consecuencia.

El presidente del Senado envió sendos oficios al secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida, y al director del Diario Oficial de la Federación, Alejandro López González, para que se publique el decreto por el que se expide esta ley que pone un tope al salario de los servidores públicos de todos los órdenes de gobierno.

Esta legislación elimina las prestaciones, jubilaciones, créditos, préstamos y anticipos no contemplados en ésta y los pagos no autorizados.

Aplicará a los poderes Legislativo, Judicial, tribunales administrativos, la Procuraduría General de la República, la Presidencia y otras dependencias federales, así como a organismos y empresas del sector paraestatal.

Así, toda percepción en efectivo o en especie, incluyendo dietas, aguinaldos, gratificaciones, premios, recompensas, bonos, estímulos, comisiones, compensaciones serán un delito. El 13 de septiembre pasado, la Cámara de Diputados aprobó esta norma.

Batres rechazó que esta decisión busque confrontar al presidente Peña Nieto y aseguró que “hay buena relación con el Poder Ejecutivo” pero en todo caso—dijo— hay un procedimiento que se lleva a cabo.

Detalló que transcurrido el  plazo legal, la ley o decreto será considerada promulgada y el presidente de la Cámara de origen, ordenará dentro de los diez días naturales siguientes, su publicación en el Diario Oficial de la Federación”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *