CDMX a 17 de noviembre, 2020.- La presidenta de la Comisión de Puntos Constitucionales de la Cámara de Diputados, Aleida Alavez Ruiz, expuso que con nueva reforma se buscará que la banca y servicios financieros particulares no cobren a deudores a partir del recurso de programas sociales a estos reciben del gobierno.

CDMX a 17 de noviembre, 2020.- La presidenta de la Comisión de Puntos Constitucionales de la Cámara de Diputados, Aleida Alavez Ruiz, expuso que con nueva reforma se buscará que la banca y servicios financieros particulares no cobren a deudores a partir del recurso de programas sociales a estos reciben del gobierno.

Destacó que los programas sociales son la nueva conquista de la población para un Estado solidario y de bienestar, por lo que se los diputados de Morena garantizarán que esos recursos sean inembargables.

Al inaugurar el parlamento abierto virtual de análisis del dictamen que reforma el artículo 4º de la Constitución Política en materia de inembargabilidad y protección de los recursos provenientes de los programas sociales, destacó que estos recursos deben estar blindados.

Dijo que el objetivo de esta reforma es establecer un esquema de protección a los sectores más vulnerables y evitar que los recursos a favor de las personas mayores, con discapacidad, estudiantes y otros, que se otorguen por cualquiera de los tres órdenes de gobierno para el combate a la pobreza y desigualdad social, sean inembargables.

Se pronunció por brindarles la mayor protección posible y que los recursos de apoyos, pensión o becas de ninguna manera puedan ser tomados o retenidos por bancos para cobrar adeudos. Pues, aunque la banca puede cobrar como mejor convenga a su derecho, no podrá hacerlo a partir de los recursos que deposite el Gobierno o las entidades federativas por concepto de apoyo social.

Denunció que la banca ha descontado, sin aviso, cantidades que provenían de apoyos económicos, pensión y becas, incluso los recursos adelantados por el Gobierno con motivo de la pandemia; lo cual, además de mostrar insensibilidad social, implica un abuso y deja a las personas en estado adicional de vulnerabilidad, en perjuicio de su subsistencia.

Por su parte, el diputado Porfirio Muñoz Ledo afirmó que la propuesta es muy positiva para que los recursos de programas sociales sean inembargables. Destacó la necesidad de tener un padrón universal de beneficiarios y apuntó que si es un derecho constitucional no puede ir a la banca privada.

El diputado secretario de la Comisión, Héctor Jiménez y Meneses (Morena) puntualizó que las características de inembargabilidad deben insertarse en el texto constitucional como fundamentales de los apoyos sociales.

La diputada Karina Rojo Pimentel (PT) destacó la importancia de que estos apoyos, las Afores y las pensiones estén en el Banco del Bienestar. “Todavía no hay la capacidad para que en todo el país exista el Banco; por ello, debemos ver las forma de que haya uno en cada estado y en los lugares más vulnerables para que los apoyos se otorguen a quienes más lo necesitan”.

 

0-0-0-