CDMX 6 de enero del 2021.-La Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo, presentó los avances en la regulación de plásticos de un solo uso que se implementa durante este año en la Ciudad de México, así como las labores de verificación, orientación e información a empresas del sector, con el propósito de fortalecer el derecho de los habitantes a un medio ambiente más sano y una “Ciudad Sustentable”.

CDMX 6 de enero del 2021.-La Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo, presentó los avances en la regulación de plásticos de un solo uso que se implementa durante este año en la Ciudad de México, así como las labores de verificación, orientación e información a empresas del sector, con el propósito de fortalecer el derecho de los habitantes a un medio ambiente más sano y una “Ciudad Sustentable”.

“Es importante que se acerquen a la Secretaría del Medio Ambiente todos aquellos comerciantes (…) el objetivo principal, primero es asesorar y reorientar la producción y el consumo (plásticos de un solo uso). A partir del 1 de enero ya no se permiten estos productos de plástico de un solo uso, pero se está apercibiendo, se está orientando, se está educando hasta que, en algunos meses, podría ya llegar a una situación, si es necesaria, ya de sanción económica”, expresó.

La secretaria del Medio Ambiente (Sedema), Marina Robles García, recordó que, a partir del 1 de enero del 2021 en la Ciudad de México está prohibida la comercialización, distribución y entrega de productos plásticos de un solo uso, entre los que se encuentran: tenedores, cuchillos, cucharas, palitos mezcladores, platos, popotes o pajitas, bastoncillos para hisopos de algodón, globos y varillas para globos, vasos y sus tapas, charolas para transportar alimentos, y aplicadores de tampones.

“En junio de 2019, se hizo en la Ciudad de México un cambio promovido por el Congreso de la Ciudad de México, en un trabajo coordinado con nosotros para prohibir una serie de productos plásticos de un solo uso. En la primera etapa, a partir del 1 de enero de 2020, se prohibieron las bolsas de plástico desechables y a partir de este enero 2021, entraron este conjunto de productos que van desde tenedores, cucharas, distintos tipos de productos”, dijo.

El 18 de marzo de 2020 se publicaron los criterios que deben cumplir las bolsas de plástico compostables, así como las reutilizables y las necesarias por razones de inocuidad alimentaria e higiene en la Ciudad de México. El 1 de diciembre se publicaron en la Gaceta Oficial de la Ciudad de México los criterios que deben cumplir los productos plásticos desechables compostables, en los que se establece:

  • Los interesados en comercializar, distribuir y entregar productos plásticos de un solo uso compostables deberán registrar ante la Dirección General de Evaluación de Impacto y Regulación Ambiental (DGEIRA) su Plan de Manejo. En el Plan de Manejo, se deberá considerar el proceso de sistemas de recuperación o retorno, entre otros.
  • Los planes de manejo de los comercializadores, distribuidores y generadores para el aprovechamiento de los residuos de productos plásticos de un solo uso compostables, deberán promover y sensibilizar a la población sobre el manejo adecuado de estos.
  • Los interesados deberán presentar los certificados otorgados por organismos certificadores que garanticen el cumplimiento de las normas establecidas en los criterios o sus equivalentes a nivel nacional o internacional.

Asimismo, en sus productos deberán contener la leyenda de “compostables”, logotipo de empresa certificadora o norma con la que cumple y el número de registro otorgado por la DGEIRA. “Una cosa adicional es que, junto con esta prohibición, el equipo de la Sedema ha estado trabajando en la elaboración y publicación de criterios, como un marco normativo, que permita la producción de cierto tipo de bolsas y las características de las bolsas que sí se pueden usar en la ciudad para cierto tipo de usos, como son: cuestiones alimentarias, de higiene, de salubridad; y también, estos otros productos de materiales compostables que pueden ser utilizados”, apuntó Robles García. Señaló que, mediante la DGEIRA, se han realizado 26 registros de empresas interesadas en comercializar, distribuir y entregar productos plásticos de un solo uso compostables en la Ciudad de México y se han entregado siete registros para que puedan producir materiales productos compostables.

En el caso de las bolsas de plástico, se han realizado visitas a 2 mil 100 establecimientos y 54 plazas entre enero y diciembre de 2020, de los cuales 176 establecimientos, es decir, alrededor del 8 por ciento, recibieron un apercibimiento, como parte del proceso educativo para la transformación hacia una “Ciudad Sustentable”. En el Polígono A y B del Centro Histórico se visitaron 418 establecimientos, donde se aplicaron 47 labores de apercibimiento, es decir, al 10 por ciento de los comercios.

Además, de julio a diciembre de 2020 se realizaron 62 recorridos y se visitaron mil 432 establecimientos en corredores gastronómicos y colonias de diversos puntos de la capital, para preparar a todos para el cambio en el uso de los plásticos desechables. De los lugares visitados, el 42 por ciento de los establecimientos no entrega desechables plásticos y el 74 por ciento no entrega bolsas plásticas. Previo a la entrada en vigor de la prohibición de productos plásticos de un solo uso, la Sedema llevó a cabo la campaña informativa “Ciudad Sustentable, ¡Adiós a los desechables!” para estimular la respuesta ciudadana al compromiso con el medio ambiente.

Comentó que existen espacios libres de estos productos, tales como las Áreas Naturales Protegidas (ANP), zoológicosbosquesCentros de Cultura Ambiental y el Museo de Historia Natural, que conllevan un trabajo de información y educación a la población, así como acuerdos con los grupos que trabajan en estas zonas para evitar el uso de los plásticos de un solo uso.

También, cada viernes se efectúan capacitaciones virtuales a representantes, educadores y educadoras ambientales del Bosques de Chapultepec, Aragón, Áreas Naturales Protegidas y los tres Centros de Cultura Ambiental; así como el taller sobre plásticos de un solo uso, Ley de Residuos Sólidos y Plan Basura Cero, dirigido al personal del Bosque y Zoológico de Chapultepec y Aragón, ANP, los tres Centros de Cultura Ambiental, Dirección General de Inspección y Vigilancia Ambiental y Museo de Historia Natural y Cultura Ambiental; y reuniones por la plataforma Zoom para aclarar dudas de la ciudadanía.

Robles García resaltó que más de 60 países se han sumado al compromiso para modificar una lógica de producción y de consumo, ya que más del 80 por ciento de los plásticos que se han desechado a lo largo de la historia de los productos plásticos de un solo uso en el mundo permanecen todavía ahí, y se estima que para el 2050 si continua con esta tendencia, alrededor de 12 mil millones de estas toneladas de basura plástica estarían inundando los distintos ecosistemas del planeta.

En la videoconferencia de prensa estuvieron presentes la titular de la DGEIRA, Andreé Lilian Guigue Pérez; la directora ejecutiva de Cultura Ambiental, Claudia Hernández Fernández; y el director General de Inspección y Vigilancia Ambiental, Tomás Camarena Luhrs.